Inicio » Arte » El Romanticismo en el arte

El Romanticismo en el arte

Conversaciones en el Castillo

Archivo del Castillo

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

El Romanticismo es un movimiento artístico que se desarrolló desde el último cuarto del siglo XVIII hasta mediados del XIX. Quizá la definición más sencilla es la que proporcionó Victor Hugo en el prólogo a su drama Hernani (1830):

El romanticismo (…) no es otra cosa que el liberalismo en literatura

Como veremos, la Libertad es una de las máximas de este periodo.

La mejor manera de entender el Romanticismo (y cualquier periodo) es conocer de primera mano sus manifestaciones artísticas: pintura, música, literatura…  En esta entrada vamos a hacer un breve recorrido por la pintura romántica, aderezándolo con algunas muestras de la música característica de este periodo. Lo mejor es que pulséis uno de los reproductores de música que he enlazado abajo y vayáis contemplando los cuadros.

La pintura romántica

Posiblemente el pintor romántico más representativo de esta estética es el alemán Caspar David Friedrich:

Como podéis comprobar, la estética romántica gusta de paisajes de naturaleza desbocada y amenazante; también de ambientes tétricos y aislados. La noche y los cementerios fascinaban a los románticos. En general los ambientes naturales servían de cobijo a las almas atormentadas de los poetas, que se refugiaban en la naturaleza huyendo de un mundo brutalmente civilizado que repudiaban. Los paisajes naturales, además, reflejaban su estado de ánimo exaltado; o al revés: su estado de ánimo turbulento encontraba la expresión adecuada en entornos naturales como los que podéis ver en los cuadros de Friedrich.
Otro de los grandes pintores románticos es el francés Eugène Delacroix, cuyo lienzo “La libertad guiando al pueblo” (el primero) es un icono del ansia de libertad surgida tras la Revolución francesa:

En este último cuadro podréis reconocer a Virgilio y Dante en una famosa escena de la Divina Comedia.
El mayor representante inglés de la pintura romántica es William Turner, cuyos paisajes marinos difuminados y llenos de dinamismo son muy reconocibles:

Uno de los genios del periodo es el pintor, poeta, visionario y místico William Blake, un artista maldito incomprendido durante mucho tiempo pero que se ha revalorizado con el tiempo; de hecho su poesía y sus pinturas y grabados (cada época ha apreciado más alguna de sus facetas) hay que valorarlas conjuntamente. Fue un adelantado a su tiempo, un poeta-vidente con un universo onírico alucinado y alucinante. De hecho, su obra influyó decisivamente en el Simbolismo y el Surrealismo:

Como podéis ver, el último lienzo recuerda la muerte de Ofelia y el anterior está inspirado en el Infierno de Dante.
Para finalizar el repaso de la pintura romántica ofecemos unos de los cuadros más famosos del periodo: “La pesadilla” del pintor suizo Füssli (o Fuseli). Este artista, al igual que Blake, también se caracteriza por una atmósfera onírica (de pesadilla), alucinada, simbólica. Aunque es un artista difícl de clasificar (neoclásico, neomanierista, prerromántico…) su obra pictórica está muy relacionada con la poesía romántica, simbolista y surrealista.


Merece detenerse a observar el lienzo anterior: “La pesadilla” (1781). El cuadro se ha interpretado numerosas ocasiones desde diferentes perspectivas. La más extendida es la que considera que un íncubo se le aparece a una mujer durmiente para seducirla (lo contrario es un súcubo). En este blog tenéis un estupendo análisis del cuadro. En este otro se relaciona el cuadro con un transtorno del sueño llamado “parálisis del sueño“: algo así como soñar con que se está inmovilizado y que, si abrimos los ojos, contemplamos extraños y terroríficos seres…
Aquí tenéis otro parecido:


Los que podéis ver a continuación conforman una serie de cuadros en los que el artista suizo interpreta diferentes escenas de Shakespeare (Hamlet y Ofelia en el primero; el fantasma del padre de Hamlet en el segundo; Lady Macbeth en el tercero)

A continuación inserto un visor de cuadros románticos, en los que además encontraréis información sobre características del estilo, autores, técnicas y el nombre de los cuadros:

También podéis ver este video con imágenes y música del Romanticismo:

Música del Romanticismo

Algunas piezas románticas…

1. Sonata para piano n.º 14 en do sostenido menor “Quasi una fantasia”, Op. 27, n.º 2, más conocida como Claro de luna, compuesta en 1801 por Beethoven:

En 1884 el pintor polaco Stanislaw Maslowski pintó la siguiente obra titulada Sinfonía para piano nº 14 de Beethoven:

MaslowskiStanislaw.WschodKsiezyca.1884.ws

2. Sinfonía nº 1 (“Titán”), de 1888, del compositor post-romántico Gustav Mahler.

3. Sinfonía Fausto (1854-1857) del compositor húngaro Franz Listz, inspirada en la obra de Goethe:

4. Sinfonía Dante (1857) también de Franz Listz:

5. Nocturno en mi bemol mayor op. 9 nº 2 (1830-1831) de Frédéric Chopin:

 

Para completar la información sobre la música romántica remitimos a El Romanticismo y la música, una entrada de Néstor Olucha.


2 comentarios

  1. Eric dice:

    Un artículo interesantísimo e inspirador. Mis más sinceras felicitaciones!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: